Pulse para visitar http://www.sumindustria.es/ProductosServicios/Ficha/3716?boletin=true
banner
Pulse para visitar http://www.sumindustria.es/content/catalog/e-mailing/diferenciese/sumindustria_tarifas_2019.pdf
imagen noticia
18/02/2017
Proto Labs • SOLUCIONES PARA LA NECESIDAD DE RAPIDEZ
Proto Labs entrega los productos donde se necesitan. Cuando se necesitan.

Cuando el plazo de lanzamiento apremia, la impresión en 3D puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso. Stephen Dyson, Jefe de Industria 4.0 de Proto Labs, analiza cómo esta versátil tecnología puede transformar el proceso de desarrollo de los productos.

Imagine que ha tenido una gran idea para un nuevo producto. Ha investigado el mercado y sabe que tiene un producto de éxito, pero no dispone de mucho tiempo.

Si ha obtenido financiación para la empresa, sus inversores querrán ver progresos rápidos. Si está invirtiendo su propio dinero, deseará —y, probablemente, necesitará— recuperarlo rápidamente.

Por muy ágil que sea su empresa recién creada, con métodos tradicionales el proceso que va desde la idea hasta el prototipo final puede tardar hasta nueve meses. En el caso de empresas más grandes, el mismo proceso puede durar años y consumir importantes recursos económicos.

Afortunadamente, para muchos sectores, ahora existe una alternativa. La impresión en 3D de plásticos y metales puede reducir los plazos de entrega a unos pocos días (e incluso un solo día en el caso de las piezas menos complejas). Además, una vez aprobado el prototipo, esta técnica puede ahorrar aún más tiempo en las pruebas y fabricación del producto.

• Oportunidades con las que solo podíamos soñar
La flexibilidad de la impresión en 3D es lo que la hace tan útil para el desarrollo de productos. Como parte de la nada y construye los objetos por capas, puede crear resultados de una variedad casi infinita. Se pueden probar múltiples versiones de un objeto rápidamente y a un coste asequible, perfeccionando el diseño de un modo que hasta hace unos años solo era posible con los presupuestos más generosos y los plazos de tiempo más elásticos.

Y, lo que es más importante, muchas de las cosas que le permite hacer la impresión en 3D eran imposibles con otros procesos. En especial, estamos viendo productos diseñados y fabricados con impresión en 3D con pesos ultraligeros y geometrías complejas que simplemente no habrían sido posibles antes.

Las posibilidades son aún mayores si combinamos la impresión en 3D con el mecanizado CNC. Si usamos esta última técnica para perfeccionar un objeto (por ejemplo, añadiéndole ranuras, orificios o roscas) se pueden aumentar los niveles de complejidad. Al combinar este acabado de precisión con la velocidad y la versatilidad de la impresión en 3D, el ciclo de desarrollo del producto obtiene una importante ventaja competitiva.

• Tecnología a medida sin compromiso de capital
Otra gran ventaja de la impresión en 3D es su idoneidad para una gran variedad de sectores. Por eso, no es necesario invertir en un equipo de creación de prototipos específico para sus productos. De hecho, no tiene que invertir en ningún equipo en absoluto. Ese es precisamente nuestro cometido: ofrecerle una gama de servicios de impresión en 3D adaptada a las necesidades de cada proyecto.

Normalmente, el desarrollo del producto se divide en tres fases:

1.- Análisis (evaluación y estudio del problema)
2.- Síntesis (posibles soluciones en respuesta al análisis)
3.- Evaluación (valoración de las soluciones propuestas)

Usando la impresión en 3D (posiblemente combinada con el mecanizado CNC) para producir prototipos y modelos, o tiradas de mediano tamaño para pruebas de comportamiento, puede culminar estas tres fases mucho más rápido. Las ideas se convierten en productos investigados a fondo incluso con los plazos de desarrollo más ajustados.

• Cumplimiento de los presupuestos y de los plazos de entrega
Por supuesto, en muchas situaciones un prototipo no es solo una prueba de la viabilidad del producto. Se utiliza para lograr financiación, para conseguir la confianza de los inversores mostrándoles cómo funciona la idea en la práctica. Por eso, los costes iniciales deben ser lo más bajos posibles, para minimizar el riesgo antes de que el proyecto obtenga el visto bueno financiero. Una vez más, la impresión en 3D es la solución, ya que con presupuestos limitados logra mucho más de lo que podrían hacer los procesos tradicionales.

Ahorrando tiempo y dinero a la vez, la impresión en 3D es la gran aliada de los emprendedores. Permitiendo que los productos lleguen al mercado rápidamente y a un precio asequible, beneficia no solo a los diseñadores y fabricantes, sino también a los inversores y, en última instancia, a los clients.
Share
Pulse para visitar https://www.hbm.com/es/
Pulse para visitar http://www.sumindustria.es/Empresa/Media/80?boletin=true